El curioso caso del gorila de montaña

Actualmente, el gorila de montaña (Gorilla beringei beringei), uno de los primates más grandes que pueblan la Tierra, tiene una serie de características que lo convierten en un modelo de conservación cuanto menos curioso. Llevan viviendo en los mismos bosques durante millones de años, y ahora, se enfrentan a un panorama en el que todo el mundo a su alrededor ha cambiado. Su vida fue pacífica y tranquila, hasta que hace unas pocas generaciones, esta especie fue vista por el ser humano.

Y es que las tierras volcánicas alrededor de Virunga son muy ricas, siendo una de las zonas en las que más prolifera la agricultura en África. Pero los agricultores tienen que convivir con esta especie, y ahora, estos enormes primates están rodeados por los cultivos y viviendas del ser humano.

WEB_303842
Fotografía de Eric Baccega

Las poblaciones de esta especie han crecido significativamente en los últimos 30 años. Los censos de 2010 revelan que actualmente en Virunga hay casi 500 individuos, el doble de los que había hace tres décadas. Por otro lado, en 2006 se estimaron en Uganda 302 gorilas, haciendo que actualmente se estime unos 800 individuos de gorila de montaña, repartidos en dos poblaciones: Virunga y Uganda.

a0c872a287329dc10956b69c8ae45da9-d4bglby
Fotografía de Suha Derbent

Un censo de 2003 revela que en Virunga se ha producido un ingreso del 25% entre 2003 y 2010, y como hemos dicho, las poblaciones se han duplicado en las últimas 3 décadas. Este gran aumento de los censos viene dado, entre otras cosas, por en enorme control al que se ven sometidas las poblaciones de gorila de montaña. Un modelo de conservación único, en el que los veterinarios de “Gorilla Doctors” llegan a auscultar y tratar a los animales en pleno Virunga. Mientras, equipos de biólogos los monitorean a diario, a la par que los límites del parque son protegidos de los furtivos. El legado de primatólogas como Dian Fossey y de otros muchos conservacionistas parece estar dando sus frutos. Todo esto está cimentado sobre el dinero que genera el eco-turismo y donaciones que vienen de todo el mundo.

WEB_287375
Fotografía de Andy Rouse

Sin embargo, uno de los grandes problemas de los gorilas es este choque con el ser humano. No solo por la caza de la especie y la pérdida de su hábitat, sino por las enfermedades. Y es que, gorilas y ser humano comparten patógenos, que en muchas ocasiones, permiten al ser humano una vida normal, mientras que diezman las poblaciones de gorila. Y es que muchas poblaciones han sido arrasadas por virus como el ébola.

Sin ir más lejos, en 1995 murieron más del 90% de los gorilas del parque nacional de Minkébe, mientras que en 2002, murieron 5000 gorilas en el Congo por dicha enfermedad. Mientras, otras muchas enfermedades del ser humano, especialmente ciertas enfermedades víricas con cuadro respiratorio, pueden acabar con gran parte de la población.

gorilla-doctors_2410070k
Fotografía de Molly Feltner

Toda esta situación se une a un reciente descubrimiento, y es que los gorilas de montaña tienen una enorme endogamia. El genoma del gorila se secuencio hace 3 años, sin embargo, ha sido dificil poder acceder a material genético de los animales que pueblan Ruanda y Virunga. Un equipo de científicos de Cambridge y Barcelona lo han conseguido, secuenciando el genoma de 13 gorilas y publicando su trabajo en la famosa revista Science.

Estos animales pertenecen a las dos subespecies de gorila oriental: El gorila de montaña, del que venimos hablando y el de llanura, que si bien se encuentra en una mejor situación, es objetivo de programas de conservación, pues solo quedan 16.000 ejemplares.

treating-gorilla_2410050k
Fotografía de Molly Feltner

Los estudios revelaron una nula variabilidad genética en las poblaciones de gorila de montaña. Para entenderlo de forma sencilla, cuanto más cercano sea genéticamente un ejemplar a otro, en caso de que exista una enfermedad genética, más probabilidades hay de que ambos progenitores la trasmitan. Como muchas de ellas son recesivas (esto es, necesitan que ambos progenitores trasmitan la información), la endogamia, o emparejamiento de animales de una población aislada genéticamente, pudiera tener serias consecuencias para la especie.

gorilla-adult-baby_2410076k
Fotografía de Molly Feltner

Sin embargo, el origen de este proceso cuenta con 20.000 años, erradicando muchas de las desventajas de la endogamia, como son la aparición de enfermedades y diversas malformaciones. Apenas aparecieron enfermedades hereditarias, y aunque actualmente se sigue produciendo endogamia, los animales poseen una salud genética buena, asimilándose más a especies con poca variabilidad causada por cuellos de botella como el guepardo, que a casos serios de endogamia con historia reciente. Es una endogamia tan arcaica que la propia selección natural la ha perfeccionado. Según Marques-Bonet, científico de Barcelona, “Se han adaptado darwinianamente a la endogamia”.

gorilla-baby-tree_2410073k
Fotografía de Molly Feltner

Ahora el objetivo es secuenciar el ADN de todos los gorilas de montaña para poder, hipotéticamente, programar cruces óptimos para aumentar la variedad del especie. Y es que, a pesar de esta adaptación, la escasa variabilidad genética, es una de las causas de las enormes pérdidas que causan las enfermedades en esta especie. No existen variantes genéticas que puedan resistir virus, o adaptarse a otros cambios, como pudiera ser el cambio climático. La escasa variabilidad genética del gorila de montaña podría hacer que en un golpe de mala fortuna la población de este bello animal desapareciera totalmente.

El elevado nivel de intrusismo humano en las poblaciones de gorila no es el ideal, pero parece estar funcionando muy bien; cada año, hay cada vez más gorilas. Este intenso método de conservación puede ser la única salida para muchas especies a lo largo del globo, y es que el ser humano seguirá siendo la mayor condena de esta especie, y de otras muchas, y ahora, la voluntad de individuales con pasión por la biodiversidad del planeta, miembros de esa misma especie que trajo la condena al gorila de montaña, puede que sean la única oportunidad para su supervivencia en el siglo XXI.

gorilla-hand-in-ha_2410046k
Fotografía de Molly Feltner

Si quieres ayudar al futuro de esta especie, puedes hacerlo de muchas formas:

Y si estás preocupado por el futuro de los primates, te instamos, como siempre, a apoyar a los tres centros que se dedican al rescate y recuperación de estos animales en España: MONA, Rainfer y AAP Primadomus, además de al proyecto del documental Cheeta

Anuncios

10 thoughts on “El curioso caso del gorila de montaña

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s