Cárabo lapón: El cazador de la taiga

great_grey_owl_in_wideangle_by_mateuszkowalski-d4j2cle
Great Grey Owl in wideangle by Mateuszkowalski (Deviantart)

Seguramente alguno de vosotros no sea ajeno a la existencia del Cárabo Lapón (Strix nebulosa). Alguno puede incluso haber asistido al vuelo o simplemente, a la presencia, de esta enorme rapaz nocturna, ya sea en plena naturaleza o en cautividad. Es un ave imponente, debido a sus largas y anchas alas, además de esa bigotera blanca que flanquea una “corbata negra”, dando un aspecto más amenazador.

Great_Grey_Owl_by_cycoze
Great Grey Owl by cycoze (Deviantart)

Este animal es un cazador silencioso y mortal. Caza en total silencio, especialmente al anochecer; de hecho, es uno de los búhos que menos vocalizaciones realiza, pasando desapercibido hasta que sus garras rodean al topillo que se ha levantado con la pata izquierda. Es capaz de localizar fácilmente a sus presas escuchando su movimiento. Y es que su cara en disco y sus plumas cortas y rígidas permiten canalizar los sonidos de sus presas en movimiento sobre los oídos, situados de forma asimétrica. Esta característica es compartida con otras lechuzas, si bien el cárabo lapón posee la mayor “antena parabólica” de todas ellas. Gracias a su buen oído puede detectar presas que se encuentran en galerías bajo 30 cm de nieve, enterrando sus poderosas garras en ella para poder atrapar a su presa. Esto es bastante útil, pues el cárabo lapón puede consumir en un día de jornada unos 7 roedores.

cárabo-lapón
Fotografía de Miguel Lasa

Sin embargo, este gran depredador tiene, en ocasiones, la necesidad de dormir tranquilamente. Para ello, su coloración moteada le permite pasar desapercibido al posarse en las coníferas de su hábitat, lo cual también es bastante útil para observar su territorio oculto, en busca de presas en el suelo.

Great_Grey_Owl_by_KevLewis
Great Grey Owl by Photosbykev (Deviantart)

El cárabo lapón fue en su momento perseguido debido a diversas supersticiones. Actualmente, por suerte, recupera sus antiguos territorios, y es el protagonista de muchos “safaris” en Finlandia y Suecia, al ser un ave confiada a la que se puede ver de día. Sin duda, un modelo sano de ecoturismo a seguir. Pero cuidado! El cárabo lapón no se asusta de los humanos, no por ingenuidad, sino porque no les tiene ningún miedo. Y es que no es la primera vez que un ornitólogo a documentalista intenta llegar al nido de un ejemplar y este se lanza a arrancarle los ojos. Así que si vais a Finlandia, intentad verlos en la lejanía, como se debe observar todo animal silvestre: Respetando su entorno. 

Os dejamos con un vídeo de este increíble animal en acción:

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s