7 razones para reducir tu consumo de Aceite de Palma

Cuando lees sobre el aceite de palma parece que existen varias corrientes: Unos atacan su perjuicio al medio ambiente, otros hablan de como las plantaciones vulneran los derechos de los trabajadores; mientras también se ha hablan de los daños que puede causar en la salud. Todos parecen confluir en una cosa: Basar nuestra dieta en este aceite vegetal es dañino en muchos ámbitos, y aún así parece que en España aún no nos hemos enterado, pues mientras en otros países de Europa los sellos relacionados con este producto están a la orden del día por pura ley de la oferta y la demanda, en nuestro país parece que este problema sigue requiriendo de divulgación, pues el consumidor medio aún no penaliza la presencia de este producto en los alimentos que consume.

Aún así, es un producto que está en boca de todos, y recientemente ha sido noticia el hecho de que varios supermercados españoles lo están retirando. Es por ello que quería reunir todas estas vertientes que justifican el no usar aceite de palma en un solo artículo y explorar todas las razones por las que debemos reducir nuestro consumo de aceite de palma (y es que creo que esa es una de las claves, es

  • Porque está destruyendo las principales selvas del planeta (y acelerando el cambio climático): Para plantar palma aceitera es necesario terreno, y que mejor que una gigantesca selva para empezar: Solamente en Indonesia se han destruido en la última mitad de siglo la superficie equivalente a España y Reino Unido juntos. En los últimos años, se estima que más de la mitad de la producción de aceite de palma en Malasia e Indonesia (los 2 principales productores) se hizo a costa de bosques tropicales, y es que cada hora desaparece el equivalente a 88 campos de fútbol. La deforestación será la desencadenante de muchas problemáticas secundarias de las que hablaremos, entre las que destaca el aumento del cambio climático: Para plantar palma muchas veces se queman selvas enteras. De hecho, Sumatra supera a países como Holanda en emisiones anuales principalmente por este método para degradar los bosques. Los satélites de la NASA evidenciaron en 2015 unos 117.000 incendios, siendo quemadas unas 1,7 millones de hectáreas.
Resultado de imagen de indonesia fire
Fotografía de AP Images
  • Porque podría aumentar la mortalidad del cáncer: O mejor dicho, con la aparición de metástasis, que no deja de ser la causa primordial de muerte en procesos cancerígenos. Para simplificarlo, la metástasis es la extensión por diversos órganos de un tumor maligno originado en otro punto del organismo. Esta “extensión” tumoral parece depender de las grasas, especialmente de las originadas en el aceite de palma. De hecho, si comparásemos dos gráficas, una con el aumento de la mortalidad por cáncer en países desarrollados y otra del aumento del consumo de este aceite, veríamos que guardan cierta similitud. Aún así, hay que destacar que los estudios realizados han sido en pruebas de laboratorio sin modelos animales, y que únicamente relacionan genes ligados a la metástasis con el ácido palmítico, por ello recalco lo de “PODRÍA aumentar”.
India and China must be part of the green palm oil process
Fotografía de foodnavigator
  • Porque se está extendiendo fuera de Asia: Siempre se ha puesto el foco en las selvas de Malasia e Indonesia, y lo cierto es que siguen siendo los principales productores, pero en los últimos años están entrando otros jugadores a la partida, y trístemente, todo ello continúa ligado a deforestación, pérdida de biodiversidad y explotación laboral: El este y el centro de África o América Latina son ejemplos de ello, y es que la palma aceitera ha llegado a otros países con puntos calientes de biodiversidad, como Camerún, Ecuador, Congo, Guatemala y Colombia. La amenaza pasa así a otras especies no muy lejanas al orangután como pueden ser los gorilas, o también otras especies amenazadas como el jaguar. Aunque no lo he visto, el documental “Appetite for Destruction: The Palm Oil Diaries,” pone el foco en la expansión de la palma en estos países, así que puede ser recomendable echarle un ojo.
    Fotografía de MONGABAY
  • Porque está acelerando la pérdida de biodiversidad: Parece que los animales están aún más amenazados que las selvas de el sudeste asiático. Un informe de WWF hace unos años demostró que mientras que la provincia de Riau perdió en 25 años el 65% de sus bosques, la población de tigres decrecio un 70% y la de elefantes un 84%. Este descenso tan acusado se debe a que la fragmentación del hábitat facilita la actuación de otras amenazas, principalmente las ligadas directamente al hombre como el conflicto con la agricultura/ganadería o el furtivismo. Entre las especies afectadas, sin duda destaca el orangután, el cual ha visto reducido su hábitat a la mitad en las últimas dos décadas, y según WWF ha perdido más de la mitad del censo en 60 años. El resultado es la aparición de cientos de crías huérfanas, además de la aparición de animales descuartizados. Os dejo un vídeo muy interesante sobre el tema.

    IMG_20160723_213413.JPG
    Fotografía propia
  • Porque aún está muy lejos de la sostenibilidad: En este punto cabría decir que se han hecho esfuerzos para hacer la producción de palma sostenible, a través de mesas redondas y asociaciones. Desde luego, no estamos igual que hace una década, pero a día de hoy las promesas de la Mesa Redonda del Aceite de Palma Sostenible (RSPO) siguen muy lejos de satisfacer las necesidades medioambientales. Por ejemplo, dentro de sus criterios aún se permite deforestar “bosque secundario” o que se plante en antiguos suelos de turba; de hecho, muchas de las plantaciones bajo el sello RSPO fueron protagonistas de las quemas masivas de 2015. Las propias auditorias de la RSPO fueron analizadas y criticadas por la EIA en un informe bajo el título “¿Quién vigila a los vigilantes?“, mientras que Greenpeace realizó hace 4 años lo propio con el informe “Certificando destrucción”. La conclusión es que eso de que “no es que debamos dejar la palma, debemos apoyar la palma sostenible” no parece aún viable. Son de hecho varias las ONG que se han dado de baja de la RSPO tildándola de mero maquillaje, como por ejemplo PanEco.

    Fotografía de Paulina L. Ela
  • Porque esta ligado a derechos laborales escasos: Existen plantaciones donde hay trabajo infantil (niños de 8 años), y de nuevo hablamos de empresas importantes como Nestlé o Kellogg´s, y también se han encontrado condiciones laborales cercanas a la esclavitud en miembros de RSPO como Felda, llegando a sueldos de 2,5 dólares diarios. También ha hecho a muchos agricultores perder su tierra, de nuevo en países lejos de Malasia, como Colombia, amenazando la soberanía alimentaria de las regiones rurales. Además, se trabaja con compuestos como el paraquat, que ha sido prohibido en la UE y causa lesiones en los trabajadores.

    Fotografía de Amnistía Internacional
  • Porque entraña otros riesgos para la salud: Además de estar relacionado con las metástasis, el aceite de palma contiene aproximadamente un 50% de ácidos grasos saturados. La grasa no es el mal, pero deberíamos tender a grasas polinsaturadas en lugar de a saturadas, entre las cuales destaca (y no para bien) el ácido palmítico, ligado a enfermedades como la diabetes. Antes hablabamos de metástasis, pero hay más relaciones con el cáncer: La EFSA ha evidenciado que el procesamiento del aceite de palma podría hacer emerger ésteres glicidílicos al calentar el producto a altas temperaturas (son carcinogénicos). Esto no quiere decir que el aceite de palma (o la nutella) cause cáncer como tal, como se ha llegado a sugerir en ciertos medios: Muy recomendable sobre este tema es el artículo de Beatriz de Vera.
Fotografía de Business Insider

A pesar de todo esto, sigue siendo un tema complicado. Como hemos visto, la RSPO no ha sabido aún satisfacer las necesidades medioambientales, pero dada la demanda mundial de aceites vegetales baratos quedan pocas alternativas. Una de las razones por las que el aceite de palma es barato es debido a que requiere muy poco terreno comparado con otros cultivos. Mientras, empresas como Danone o Ferrero han añadido criterios no obligatorios y más exigentes que los de RSPO. Parece que el aceite de palma sostenible tiene que acabar imponiéndose, y que incluso puede ser un suplemento alimenticio en ciertos países si es tomado con moderación; pero eso no quiere decir que la reducción en nuestro consumo personal no sea más que recomendable y necesaria por todo lo que hemos visto, más teniendo en cuenta que en España es prácticamente imposible encontrar este tipo de sellos. Lo que esta claro es que queda mucho camino por recorrer, pues aún hay gente que se hace millonaria a costa de este aceite mientras perjudica a personas y naturaleza por igual.

maxresdefault.jpg
Autoría desconocida

Para reducir nuestro consumo de este producto, debemos tener en cuenta que aparece en miles de productos en el supermercado, principalmente bajo la etiqueta de “aceite vegetal”, y aunque a día de hoy se ha hecho obligatorio mencionar la palma, hay empresas que siguen sin cumplirlo (además de utilizar cientos de nombres distintos). En mi opinión, es vital reducir su presencia en productos enfocados a un público joven o infantil, como ha sugerido ERC recientemente al pretender eliminarlo de las máquinas expendedoras de centros educativos, y que los adultos tomemos conciencia. Para ello, recomiendo encarecidamente utilizar aplicaciones como Scangutan, una app pensada para detectar aceite de palma en los productos que compramos de forma rápida y sencilla, diseñada por la buena gente de proyecto Melindungi, una plataforma genial para informar de esta problemática.

¿Qué más podéis hacer? Lo primero, informaros. Recomiendo hacerlo de una forma amena a través de documentales como Green. Y estar muy atentos a ONG relacionadas con la conservación de las selvas asiáticas y del orangután: International Animal Rescue, The Orangutan Project o Borneo Nature Project.¿Y por qué no hacer una visita a estos bosques desde tu ordenador? Genial visita virtual de la mano de Ian Redmond o de National Geographic, vídeo que os dejo a continuación y que me sirve de cierre para dar un poco de esperanza:

Y poco más que añadir, salvo que si queréis conocer primates más de cerca, no dudéis en visitar los centros de rescate de nuestro país: Fundación MONA (Girona), Rainfer (Alcobendas) y Primadomus (Alicante), que dedican parte de su actividad divulgativa a esta problemática. Como en otras ocasiones, os invito a interaccionar por las redes sociales del blog (facebookinstagram y twitter), con “Me Gusta”, “RT”, “Compartir” y demás historias, lo cual aumentará mi capacidad para difundir este tipo de problemáticas.

Bibliografía empleada:

 

 

Anuncios

3 thoughts on “7 razones para reducir tu consumo de Aceite de Palma

  1. Teresa Aguado abril 17, 2017 / 6:53 pm

    Excelente artículo como siempre, Eugenio.

    Me gustaría matizar que en lo que se refiere a la polémica del cáncer, y tal y como he escrito en mi blog, los estudios realizados se llevaron a cabo in vitro y sin ningún metanaálisis que haya podido validarlos. De la misma manera, no se ha podido demostrar la correlación del aceite de palma incorporado en la dieta con la metástasis, sino el efecto del ácido palmítico también presente en otros aceites como el de oliva. La prensa ha sido muy sensacionalista y las distribuidoras lo que han hecho ha sido adaptarse a la nueva demanda. Los políticos lo han enfocado más ideológica que científicamente.

    En ese sentido, me resulta descorazonador que sus supuestos efectos sobre la salud, sobre los que falta aún evidencia, hayan pesado más en la opinión pública que el impacto ambiental y la violación de los derechos humanos que ya conocíamos de sobra desde hace décadas.

    Te animo a que eches un ojo al artículo que he escrito yo con más enfoque de Seguridad Alimentaria (desde esta cuenta) porque me da la sensación que complementa muy bien con tu tesis. Lo cierto es que el tema de la palma es muy complejo y es un poquito lamentable que sólo desde blogs divulgativos nos molestemos en hablar del tema como Dios manda

    Le gusta a 1 persona

    • Eugenio Fernández Suárez (Blog Nasua) abril 17, 2017 / 7:30 pm

      Heyyy! Pues voy a echarle un ojo! Sí, como comentaba en la entrada, hay que ir con pies de plomo en ese aspecto, e intentado poner todos los “podría” que he podido jeje. Y sí, totalmente de acuerdo con como pesa el factor “cáncer” frente al medioambiental. Me recuerda a un reportaje reciente de cuatro sobre el tráfico de fauna enfocado a la transmisión de enfermedades, como si los animales silvestres fuesen jeringuillas!

      Un saludo y como siempre un placer leerte!!!

      Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s